domingo, 26 de junio de 2016

La playa el descanso y la fotografía

Tengo que deciros que mi refugio cuando ya no puedo más suele ser el mar Mediterráneo, es algo que me calma y me encanta, estos días el estrés del trabajo y unos días que me debían (porque no decirlo también) me llevaron directamente a Gandía que es un sitio precioso cuando no hay mucha gente, como ahora en Junio...porque cuando la hay ...no deja de ser bonito, pero es agobiante y mejor irse a otro lado. Esta vez he estado en Junio y la gente no era esa gran marea humana de los meses de verano, por lo que he podido relajarme.

Os diré que conozco Gandía desde hace al menos 30 años y la conozco bien, desde que no era nada tenía yo unos 8 años cuando fui allí la primera vez y hasta ahora, quizás además esos recuerdos de la niñez me hacen ir allí

Y claro como siempre cuando me voy me llevo la cámara, aunque me resulte pesada y ya con los años se empieza a notar y es que mi cámara con el objetivo pesa lo suyo, pero no quiero sacrificar el no llevarla porque me permite hacer fotos maravillosas, cosa que con una cámara de menor tamaño como una compacta....no sería capaz de sentir lo mismo, y cuidado no lo entendáis mal, que no digo que las cámaras pequeñas no hagan fotos buenas, ni mucho menos, pero las Réflex son otra cosa (imagino que de momento ya veremos en unos años) pero su tacto, su visor excelente al menos en la mía, hacen que cuando me pongo delante de él me transporte a otro mundo y sea capaz de recoger la realidad que nos rodea de forma maravillosa.

Una de las cosas que siempre, siempre hago es hacer una foto a las salida del sol desde mi casa, (bueno de mi padre) la verdad es que no me cando de hacerla y siempre tiene matices diferente.






Intento que el sol se vea bien, no algo imposible de ver y eso requiere una buena medida de la luz, aquí se nota si nuestra manera de medir es buena o no, por ejemplo os he hecho algunas tomas para que veáis a que me refiero.



Esta toma, personalmente no me gusta tanto porque no veo definido el sol, no digo que a otras personas le guste, pero a mí me gusta más la anterior, es como más natural y es como yo lo veo al salir, para eso suelo hacer que el sol no se sature simplemente midiendo de forma que eso no pase y ¿cómo? pues mido de forma puntual al sol y compenso unos 1,5 puntos y si la cámara tiene buen margen dinámico y aguanta bien por arriba por los tonos claros, no se reventara el sol. La segunda toma es sin tener cuidado y dejando a la cámara a su aire con medición matricial.

También luego suelo pasarla blanco y negro ya con Photoshop (nunca en la cámara) aumentando un poco de contraste y enfoque, estos dos parámetros son muy importante subirlos un poco en blanco u y negro.



Paso horas en la playa, y no creáis que estoy tomando el sol para ponerme como un choricillo, que va, suelo estar pero andando, descansando e intentando sacar detalles en la playa que no sólo es hacer la foto a la suegra o al sobrinete que esta con un castillo, os aseguro que la playa tiene recursos si manejáis bien la cámara.



Esta última foto simplemente está hecha, para crear ese efecto del agua a una velocidad relativamente lenta 1/100seg y a unos 100mm de focal, sobre la arena quita de la playa.

Aquí el contraste entre lo enfocado y el agua creo que es lo que más destaca, y es sólo buscarlo.



Pero tampoco todo es la playa, me encanta hacer fotos a detalles, que en sí y en su entorno quizás no dicen nada, pero si los aislamos dan otra visión más fotográfica, por ejemplo, en esta otra foto (no es una gran foto pero si tiene su truquillo de iluminación) ya que jugué con los contrastes entre luz y sombras en el casco del barco de forma que se pudieran ver tanto las sombras como las altas luces y todo ello metido en el detalle de las cadenas y el agua muy azul de atardecer del fondo. ¿parece una foto fácil verdad? pues no  lo es, es de las más complicadas que he hecho últimamente en cuestión de iluminación.



Y para daros un "pistilla" que confirma esto, os diré que lleva una muy suave luz de flash, ¿curioso verdad? ¿si había luz? pues no la que yo quería, de ahí que llevar el flash es bueno siempre, le puse a 1/16 de potencia, es muy poco pero es lo justo, si, si, ya lo sé, es otro trasto más a la mochila, pero es nuestra luz de guardia.

Por cierto hablando de playa y sus fotos, aquí una pequeña sugerencia para que os salgan bien, veréis que en la playa cuando hacéis fotos suelen salir medio subexpuestas y con poco contraste  ¿a que si? bueno eso se debe a que la arena, la luz del cielo y demás reflejan mucha luz y hace que la cámara debido a como ellas miden (todas) intentando obtener un gris medio, nos las subexponen buscando ese "gris", equivocándose, salvo en horas del atardecer el resto siempre nos saldrá la imagen subexpuesta.


El siguiente ejemplo es muy claro y se ve este defecto. Lo he realizado para la explicación sin tomar precauciones, como veis esta subexpuesto, le falta luz a la fotografía.



Esto es una de las razones por la que si os perdéis y no sabéis hacerlo bien porque estéis empezando, deberíais usar mejor el histograma que el fotómetro para medir, porque el os dirá la verdad, ya que la cámara expondrá para conseguir una luminosidad media de la escena del 18% de reflexión, por lo que el único resultado fiel a la realidad serían los grises del 18% que hubiesen en la escena pero los colores tanto muy claros como los oscuros se irán también a esa tonalidad, reduciendo así el contraste como ha pasado en la imagen anterior.

Existen muchas maneras de hacer que esto no ocurra y arreglarlo como: midiendo de forma puntual a la zona más clara, también ajustando la cámara a la luz más clara cerca de la saturación y disparar luego en manual que creo es la mejor forma (esto lo explico en uno de mis libros de forma muy detallada explicando el proceso completo) pero también compensando la imagen si usáis la medición matricial.

En cualquier caso la cámara necesita más luz, no podéis dejarla que ella tome el control, si no que vosotros tenéis que tomarlo para que así la foto salga así:



Compensando normalmente entre 1 y 1,5 puntos saldréis del aprieto.




Eso sí con ¡¡¡¡¡cuidado!!!!!, porque os bajará la velocidad de obturación probablemente y podríais caer en la horrible trepidación intentando arreglar la luz que os entra.



En fin como veis la playa tiene infinitas maneras cosas que trabajar.


Cuando volvais a la playa descansad y hacer fotos eso os relajará mucho.

4 comentarios :

  1. La verdad que el peso muchas veces hace que deje la camara en casa o en el coche y eso que mi equipo es aficionado 600d+15-85is pero para mi pesa,ahora mismo hay camaras muy fuertes como fuji xt1 y a la espera de xt2.saludos vampi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es cierto, quizás es que yo tengo la mania metida en la cabeza :-)

      Eliminar
  2. ¿Precauciones con arena y sal? Sobre todo en los sitios que se levanta viento, da a veces un poco de miedito llevar la cámara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si David, pero creo que si la llevas bien guardada y solo la pones en marcha al hacer una foto, no se mancha ni se llena de arena, yo suelo llevar una bolsa de esas de meter comida transparente , le he hecho una apertura para el objetivo pillada con el parasol y es un gusto :-)

      Eliminar